Déficit de Autoestima

Descripción

Para comprender este déficit debemos conocer lo que es la autoestima y el auto concepto de las personas. El auto concepto es la imagen que tenemos cada uno de nosotros de nuestra persona. Lo que diríamos a alguien a quien conociésemos por internet y nos preguntase quiénes somos.

La autoestima es un aspecto del auto concepto en el que evaluamos nuestra valía humana y nuestras capacidades en los ámbitos fundamentales de la vida como el área social, familiar, profesional, cultural, corporal, intelectual, etc. En cada etapa vital existirán algunas áreas de mayor importancia.

Nuestra autoestima va desarrollándose en los primeros años de vida con el trato, el cariño y la educación que recibimos y continúa conformándose y oscilando de por vida con las experiencias vitales.

En resumen podemos definir la autoestima como el valor que nos damos como personas y el modo en que nos tratamos.

La autoestima, cuando es elevada, tiene una función de auto protección permitiéndonos combatir la adversidad y reduciendo el sufrimiento que conlleva. Sus frutos son un profundo respeto por nuestra persona, un trato amable y afectuoso y una confianza estable en nuestra capacidad para vivir. Cuando es deficitaria, tiene un efecto de freno y se asemeja a una mochila que cargamos a las espaldas limitando nuestro avance y nuestras fuerzas para crecer, superar obstáculos y ser felices.

El déficit de autoestima se produce cuando ante las vivencias personales vamos formándonos una idea de nosotros negativa en una o más áreas que consideramos importantes percibiéndonos limitados e incapaces de afrontar con éxito situaciones cotidianas en ellas.

Síntomas Presentes Cuando Existe Baja Autoestima

Con respecto a sí mismos

  • Muy críticos.
  • Auto exigencia excesiva.
  • Actitud perfeccionista.
  • Temor excesivo a cometer errores.
  • Inseguridad en tomar decisiones.
  • Muy sensibles a la crítica.
  • Sentimiento de culpa patológico.
  • Estado de ánimo triste.
  • Actitud de perdedor.

 

Con respecto a los demás

  • Constante necesidad de llamar la atención.
  • Actitud retraída y poco sociable.
  • Necesidad continua de agradar a los demás.
  • Necesidad imperiosa de aprobación.
  • Exigentes y críticos.

 

Con respecto a la interpretación de la realidad

  • Focalizan en lo negativo.
  • Descalificación de experiencias positivas.
  • Personalizan las situaciones atribuyendo a sí mismos la responsabilidad de lo ocurrido.
  • Pensamiento dicotómico (todo o nada).
  • Generalización.
  • Adivinación del pensamiento.
  • Uso frecuente de “debería…”.
  • Ponen etiquetas.
  • Magnificación de lo negativo y minimización de lo positivo.
  • Razonamiento emocional.

Tratamiento

En el tratamiento del déficit de autoestima atenderemos a los siguientes factores:

  • Le instruiré en una técnica llamada reestructuración cognitiva que consiste en reconocer los pensamientos negativos automáticos y sustituirlos por otros más realistas, concretos, claros y objetivos.
  • Le enseñaré a premiarse con frases internas cada vez que realice una conducta positiva, adecuada y deseable.
  • Le ayudaré a modificar su estilo atribucional mediante el que establece asociaciones de causa y responsabilidad a los sucesos. El niño que sufre de una baja autoestima, al igual que los niños con depresión, suele atribuirse a sí mismo y a su modo de ser la culpa o responsabilidad de los acontecimientos negativos y, sin embargo, los positivos los atribuye a causas externas y transitorias.
  • Aprenderá a enfrentarse a situaciones conflictivas y a defender sus Derechos Humanos Básicos.
  • Aprenderá a solucionar problemas eficazmente.
  • Trabajaré en el desarrollo de su inteligencia emocional.
    • Explicándole las diferentes emociones su función y sus cualidades.
    • Enseñándole a parar, respirar y calmar sus emociones para reconocerlas y comprenderlas antes de actuar.
    • Entrenándole para reconocer estas emociones en los demás y actuar en consecuencia.
    • Instruyéndole para gestionar sus emociones adecuada y eficazmente.
      • Desarmar la ira ajena y controlar la propia.
      • Reconocer el miedo y la ansiedad y calmarnos.
      • Reconocer la tristeza aceptarla y actuar eficazmente.
      • Alentar el entusiasmo y mantenerlo.
      • Tolerar la frustración ante las tareas difíciles.
      • Sostener la esperanza y el esfuerzo bien dirigido.

 

  • Adquirirá nuevas habilidades sociales.
    • Comunicación asertiva.
    • Poner límites y decir “no”.
    • Hacer críticas y recibirlas.
    • Discutir y defender opiniones e ideas con respeto.
    • Elogiar lo que apreciamos.
    • Iniciar conversaciones y terminarlas.
    • Defenderse se insultos, burlas y malos tratos.
  • Le guiaré hacia la autonomía en el pensamiento ayudándole a pensar por sí mismo y a buscar sus propias soluciones a los problemas cotidianos para ganar confianza y seguridad en su propia persona.
  • Mediante el ejemplo, las técnicas y ejercicios, y el Buen trato, ayudaré al niñ@ a desarrollar una relación sana consigo mism@ basada en el respeto, la aceptación incondicional, el autodescubrimiento, el deseo de crecer y mejorar y el amor propio.
Contáctame

¿Tu hijo tiene problemas de Autoestima?

No dudes en contactarme para tratar estos problemas
Contáctame

Temas Relacionados: